Caza menor en España. Deporte, tierra y tradición

En anteriores posts hemos hablado de la caza menor. En esta ocasión vamos a profundizar un poco más en esta apasionante modalidad cinegética y ls forma más adecuadas de practicarla en España.

La caza menor no permite cazar animales cuyo tamaño sea mayor al de un zorro. Los animales que más habitualmente se pueden cazar en esta modalidad son perdices, tórtolas, faisanes, liebres, conejos…

Cuando un grupo de cazadores sale a practicar la caza menor suele ir acompañado de perros. Los sabuesos ayudan a rastrear la presa ya que, debido a su reducido tamaño, a veces puede resultar una tarea tediosa dar con ella.

Tipos de caza menor

La caza menor tiene una amplia gama de modalidades a través de las cuales el cazador puede desarrollar diferentes estilos.

Los principales tipos de caza menor son:

Caza al paso

En esta modalidad el cazador se esconde en un pasadizo para esperar a su presa. De este modo puede decidir qué especies abatir.

Caza a la espera o acecho

En esta modalidad, el cazador se esconde entre el follaje de un río mientras espera que aparezcan aves o patos en busca de alimento o por razones migratorias.

Caza al ojeo

Con este estilo lo que hacen los cazadores es enviar a los perros para asustar a los animales a los que quieren dar caza, mientras esperan escondidos en la zona a través de la cual tratarán de escapar.

Caza con reclamo

Los cazadores colocan una perdiz en una jaula. De este modo se logra atraer a machos y hembras de la misma especie durante la época de apareamiento.

Pero estas no son las únicas modalidades existentes. También hay otras formas de practicar la caza menor. Se trata de la caza “al salto”, con perro, y la caza “en mano”.

Si estás interesado en la caza menor, en El Crespo contamos con un coto especializado y de larga tradición. No dudes en contactarnos para más información.

[Total:3    Promedio:3.7/5]